170 árboles caídos, al menos 30 autos aplastados, saldo de la tormenta

*Prepa 4, sIn clases,  30 árboles dañaron inmueble.

La tormenta de este jueves dejó como saldo en la capital mexiquense, al menos, 179 árboles y tres espectaculares caídos, tres decenas de autos dañados, casas afectadas, bardas y postes colapsados, anegaciones y fugas de gas, mismo que podría aumentar en la próximas horas toda vez que no hay un reporte oficial actualizado.

Fue alrededor de las 15:50 de la tarde cuando la tormenta atípica comenzó, con vientos de 56 kilómetros por hora, por espacio de 30 minutos, la precipitación acompañada de granizo colapsó la ciudad.

Los daños provocaron que los números de emergencia se congestionaran, pues las afectaciones se reportaron en distintos puntos de la capital mexiquense.

La Prepa 4 “Ignacio Ramírez Calzada” de la UAEM, San Mateo Oxtotitlán, La Teresona, la colonia Sector Popular, el Parque Alameda 2000, son algunas de las zonas más devastadas.

“Sí hubo una atención relativamente rápida para venir a quitar los troncos, nos espantamos mucho, pero al parecer no hay heridos, sin embargo ahora queremos saber quién nos va a ayudar a quitar todo el escombro”, comentó Mariana, vecina de la colonia Sector Popular.

En lo que refiere al espacio universitario, resaltó que 32 árboles fueron derribados por el viento y el granizo, por lo que dos bardas -una de ellas perimetral- colapsaron y dos vehículos (un automóvil y una moto) resultaron destrozadas.

En la colonia Rancho La Mora, cuatro autos resultaron aplastados por la caída de tres árboles, y en Zopilocalco y la colonia Electricistas, la entrada a las casas fue bloqueada por una capa de hielo, por lo que policías municipales, cuerpo de Bomberos y personal de Protección Civil tuvieron que ayudar a los habitantes de dichas zonas a remover el granizo que alcanzó el tamaño de un limón.

En tanto, en San Mateo Oxtotitlán, el panteón delegacional fue una de las área más afectadas, seguida de un salón de fiestas cuyo techo cayó por completo.

En el cementerio, los habitantes se organizaron para las labores de limpiezas, en especial porque las fiestas de Día de Muertos y la tradicional velada de tumbas será en escasos diez días.

Al momento, el llamado de la población para el ayuntamiento es para que se organicen las labores de limpieza de los destrozos que ocasionó la tormenta, exactamente un mes después del sismo del 19 de septiembre.

Related posts